Menú principal

Ventajas de la inversión en renta fija

ventajas de invertir en renta fija

La renta fija es cualquier clase de producto que nos aporte un interés fijo a cambio de prestar el dinero durante determinado tiempo, con lo que se obtienen intereses sobre la cantidad de dinero “prestada”.

Entre las muchas ventajas con las que cuenta la inversión en renta fija se encuentra la seguridad y la estabilidad. No nos encontraremos con sorpresas como con la inversión en renta variable.

Si invertimos una cantidad de dinero a un plazo establecido, cuando venza, recuperaremos nuestro dinero más los intereses correspondientes, así de sencillo.

Esta es una de las principales razones del por qué muchas personas (cada vez más) deciden invertir en la renta fija, especialmente en estos momentos en los que nos encontramos, aunque parezca que poco a poco la recuperación económica se vaya notando cada vez más.

Otra ventaja es que no se trata de un producto financiero complejo y para invertir en renta fija no se necesitan grandes conocimientos. Sucede lo mismo que comprar deuda del Tesoro. Aunque siempre será mejor contar con la ayuda de un asesor que nos simplificará aún más las cosas.

Cuando se invierte en renta fija, el inversor tendrá un menor índice de volatilidad, dado que habrá menor fluctuación en los precios de los fondos. Esto proporciona una mayor estabilidad dentro del valor de su inversión.

Aunque con esta clase de inversiones no se llega a ganar tanto dinero como sucede con la renta variable, hay que destacar que los riesgos son mínimos, por tanto más seguridad para los inversores.

Los fondos de renta fija están muy diversificados, pero son siempre muy seguros. La razón es que el dinero suele ser colocado en títulos de contrastada calidad crediticia, los cuales están emitiros por gobiernos o algunas de las empresas más importantes.

Otra de las ventajas es que se esta inversión puede ser combinada con otras estrategias. Por ejemplo, en ocasiones se suele invertir en fondos que combinan tanto la renta fija como la variable en diferentes porcentajes, siempre en función del riesgo al que estemos dispuestos a asumir.

Podemos gestionar nuestra propia cartera invirtiendo directamente en renta fija y variable, dependiendo de nuestro perfil. En este caso si somos inversores conservadores lo mejor es hacerlo en renta fija para reducir los riesgos.

Estas son algunas de las principales ventajas que se obtienen con la inversión en renta fija, razones más que suficientes para saber por qué tienen tanto éxito actualmente.

Escribe un comentario

Puedes usar: Etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>